lunes, 27 de junio de 2016

El Rey de Patones

Las casas de pizarra del pueblo de Patones

Al norte de la Comunidad de Madrid, en la zona que se ha dado en llamar "la Sierra Pobre", nos encontramos con Patones de Arriba, un pueblo que tiene una preciosa o cuando menos curiosa historia, la del Rey de Patones, figura de la que ya se encuentran referencias escritas desde mediados del siglo XVII.

Al tratarse de un pueblo constituido por pastores, situado entre montañas y apartado de todo camino transitado, no conoció autoridad, como tampoco invasión ni sumisión alguna, motivo por el que desarrolló y mantuvo una monarquía propia, que se supone milenaria, y que fue heredándose de padres a hijos varones de una de las familias que poblaron el lugar...

De la figura de este monarca rural, que era tan pobre como sus súbditos y venía a representar algo así como la suma de un alcalde y un juez de paz, puesto que también administró justicia, no se supo mucho hasta el momento en que se dirigió a Felipe II, en los términos que suponemos desde el encabezamiento de su carta: "Del Rey de Patones al Rey de las Españas..."

Fue Carlos III quién finalmente puso fin a la competencia que suponía este reinado que llegó incluso a negarse -qué atrevimiento!- a pagar unos impuestos al Soberano español...


lunes, 20 de junio de 2016

La Noria de la Eurocopa




París hizo los deberes, comenzó lavándose la cara en el agua de las espectaculares crecidas del Sena, para después ataviarse, vestirse de largo para acoger los partidos de la Eurocopa 2016 que se están disputando ahora, en estos días.

En las imágenes puede verse la caracterización de la noria de la Plaza de la Concorde, para tal evento y ocasión. 

Llamadlo lúgubre, mas el montaje me invita a recordar que fue precisamente en este lugar, este en el que hoy se levanta y gira la noria, adonde antaño se instaló la famosa guillotina de la Revolución Francesa... También entonces rodaron cabezas...


La Iglesia más bella del mundo



Notre Dame de Paris no es la primera construcción gótica, aunque podría decirse que siendo tercera, es la más conocida de entre las primeras: antes de edificarse el templo que daría cobijo al jorobado Quasimodo (en 1163), se levantarían sus muy cercanos de Saint Denís (1140) y de Laón (1150).

Notre Dame ocupa el mismísimo centro de lo que podría considerarse el corazón de París: la isla de la Cité, desde donde ve fluir la sangre por la aorta que supone un majestuoso SenaPero a pesar de la importancia que de cuanto comenté podría deducírsele a la catedral de la capital francesa, aún teniendo en cuenta la belleza de sus trazos y los valiosos tesoros que contiene no es, al menos no en mi consideración como tampoco en la de muchos, la iglesia más hermosa.

Según éste mismo criterio la más bella del mundo no estaría lejos, encontrándose en esta misma isla y a poco más de 200 metros... Se trata de la Sainte Chapelle (Santa Capilla), que Luis IX (al que también conocemos como San Luis) mandó construir para albergar la corona de espinas y un pedazo de la Santa Cruz, ambas y entre otras reliquias que ordenó traer desde su participación en las Cruzadas, por Tierra Santa.


La Santa Capilla (Sainte Chapelle) se eleva en dos plantas, la más alta de las cuales tenía el acceso restringido a la familia real, conformando un espacio intimista en el que no existen más paredes que unas finas columnas, imperceptibles por reducirse a su mínima expresión, la necesaria para sujetar las magníficas vidrieras que sustituyéndolas, las constituyen.

No albergo dudas respecto de que si tenéis la suerte de visitar este inmenso relicario en un día de sol, sobrarán todas las palabras y entenderéis todo cuanto pretendo deciros...


EXTRAS DEL POST
Ver vídeo de la Sainte Chapelle
Leer más, o aún más
Ver fotos en alta definición


sábado, 18 de junio de 2016

Sous le ciel de París




Sirva  el presente vídeo, confeccionado con algunas de las fotos de mi última visita a París, a modo de pretexto para dar a conocer invitando a compartir a Zaz, una cantante que descubrí no hace mucho tiempo y que últimamente me place escuchar.

Se trata, salvando las distancias y desde la muerte de Edith Piaf, de la peculiar voz que mejor le canta a París, desde el escenario y los rincones de sus calles.


EXTRAS DEL POST
Ver el vídeo "Paris sera toujours París"
Ver el vídeo "Aux Champs Elysées"
Ver el vídeo "Je veux"
Ver el vídeo "Sous le ciel de París", con Pablo Alboran


domingo, 12 de junio de 2016

A sus pies...



Lo realmente maravilloso de los viajes es cuanto suponen de leña para la hoguera de nuestra capacidad de sorpresa... Me topé con el leño del que hoy os hablo visitando la Basílica de San Denís: la necrópolis real, el lugar en el que reposan los restos de los reyes de Francia.

Durante la visita resultó singularmente curioso el constatar como, a los pies de las estatuas yacentes de numerosos reyes, podían verse esculpidos diferentes animales... Ni que deciros tengo que pronto inicié las pesquisas para conocer el porqué de esta cuestión.


Descubrí que esta costumbre se estrenó a partir del siglo XII, en un mero simbolismo que alcanza distinto significado, en función de cada animal y de sus cualidades.

La asociación del león con los reyes, al ser considerado éste como el rey de los animales, es natural y lógica... Por diferenciarse clara y morfológicamente de su hembra, a través de su melena, suele colocarse casi siempre a los pies de yacentes masculinos.



Por el contrario el perro se sitúa a los pies de las mujeres, a veces de los niños: por simbolizar la fidelidad, en este caso al soberano y hacia el reino... A mayores, al perro también se le considera un guía, necesario para adentrarse en el reino de los muertos.

El dragón representa el mal... Cuando puede verse a los pies de una estatua, como en el caso de María de Brienne, recuerda la victoria sobre el mal.

El puerco-espín recuerda a una dinastía concreta de reyes, la de los Valois-Orléans, que adoptó el simbolismo de este animal para intimidar a sus enemigos, junto con la frase: "Qui s'y frotte s'y pique" (recordando que este animal puede hacer daño a quienes se le acercan)...

Nos quedaría el hurón, que específicamente puede verse a los pies de la tumba de Philippe de Orléans, y que tan sólo pretende recordarnos que este rey fue un excelente cazador.


sábado, 11 de junio de 2016

Talavera es la Monda



La Basílica de Nuestra Señora del Prado, en Talavera de la Reina (Toledo) es, no podía ser menos por los azulejos que en una buena medida visten sus paredes, el altar en que se consagra al arte de la cerámica... 

Felipe II se refería a este templo como a la "Reina de las Ermitas", aunque se le atribuyó también el apelativo de "Capilla Sixtina de la Cerámica"... Algo parecido debío considerar Juan Pablo II cuando en 1989 firmó una bula pontificia en virtud de la cual la ermita fue elevada a la dignidad y al estado de Basílica Menor.

Y aunque hablar de esta ciudad lleve implícita la necesidad de no olvidar citarla, no es de cerámica talaverana de lo que quiero hablaros en esta ocasión, sino del sepulcro de mármol negro, a la entrada de la ermita, del honrado Juan Sánchez de la Higuera, cura de la iglesia de San Román, a quien las mozas casaderas tienen desgastado el rostro y las manos, por la creencia de esperar que, al poco de tocarlos, surgirá un Príncipe Azul.


Y aunque resulte divertido pensar de tal modo, fue también en esta tierra, más concretamente en el templo pre-cristiano que ocupaba el terreno en el que hoy se cimenta la Ermita, de donde proviene la expresión "ser la monda", referida a la alegría y el regocijo... 

Las Mundas Cereris o las Mondas son las fiestas que se celebran cada año durante la Pascua de Resurrección; fiestas en las que se hacen ofrendas, ahora a la Virgen del Prado y antaño a Ceres (diosa romana de la agricultura y la Tierra), o a Pales (diosa griega de los pastores).


jueves, 9 de junio de 2016

PalpArte


"Traed a vuestros hijos a ver gente desnuda"
-
Del mensaje de esta curiosa publicidad, lanzada desde un consorcio de Museos y que puede verse en los pasillos y andenes del metro de París, se deduce que el arte fue siempre, en cierto modo y entre otras muchas cosas, una forma de tolerada y domesticada pornografía.

Tras la relajación de las censuras y costumbres que supuso el progreso, cabe pensar que fuese perdiendo esa finalidad y cometido, cuando menos en parte y dejando paso a toda forma de contenidos en revistas, películas, o cuanto de la triple equis puede descargarse en la Red.

Ahora la gente gusta de palpar, de toquetear las estatuas, fotografiándose en el intento: es algo que alcanzó a secuestrarme la atención durante las últimas escapadas turísticas... 
- Hace poco de ésto publicábamos un post a este mismo respecto (ver)... 
- Por esas mismas fechas (mayo/2016), tras sufrir la poco gratificante experiencia de una masificada visita al Museo del Louvre, poco antes de su cierre por las crecidas del Sena, escribía algunas reflexiones, a pié de foto, en Facebook:

"El turismo de la globalización trajo consigo una estética a la que, hasta hace poco, no estábamos acostumbrados: las largas colas, el trenecito Leren detrás del improvisado banderín del guía, las tormentas de flashes, capaces de subirle la autoestima al protagonista más "pintado" de cualquier cuadro... etc.



Visitando hoy el ala de escultura clásica del Museo del Louvre, tuve ocasión de conocer una moda más: la querencia de muchas mujeres por fotografiarse tocándole el trasero a la estatua de turno del febo, o señalando las zonas pudendas de todo dios, sea éste griego o romano...

Aunque vi a alguna que otra lanzada, no siendo tarea fácil, tan sólo pude captar a una con las manos en la masa... Sirva la instantánea para dar testimonio de esta curiosa tendencia..."

... Y el post de hoy como justificación para retomar el tema, para el que sugiero verbo y sustantivo, PalpArte: acción de fotografiarse palpando una obra de arte.


EXTRAS DEL POST
Ver vídeo



martes, 7 de junio de 2016

El Rey Lagarto


La tumba actualmente

La de Jim Morrison es, con toda seguridad, la tumba más popular de re Lachaise, el cementerio parisino en el que curiosamente tres, de las cuatro tumbas más visitadas (Jim Morrison, Oscar Wilde, Edith Piaf y Chopin), corresponden a personajes que poco o nada tuvieron que ver con París o con Francia.

El porqué descansan allí obedece a fortuitas circunstancias vitales que, en el caso que nos ocupa, el del Rey Lagarto*, responden a las pésimas relaciones que el vocalista y líder de The Doors mantenía con su progenitor y que germinaron desde sus no pocas desavenencias y sus muchos desencuentros: sirva como ejemplo el que considerase que, por falta de talento, su hijo nunca debió dedicarse a la música; o el que siendo un brillante militar estadounidense, el padre chocase frontalmente con el marcado y provocador antimilitarismo de su hijo... 

Y esto sin hablar de su adicción a alcoholes y demás drogas... Por estos y otros motivos el Sr. Morrison no quiso repatriar los restos de su hijo Jim, que murió en París, victima de los excesos de la que, de todas ellas, presume de mayor heroicidad...

"La muerte hace ángeles de todos nosotros
y nos da alas donde teníamos hombros
suaves como garras de cuervo..."

Fotos de momentos anteriores de la tumba

"La gente tiene más temor a la muerte que al dolor.
Es extraño que ellos teman a la muerte,
la vida duele mucho más que la muerte,
cuando la muerte llega, el dolor termina"

La popularidad de la de Jim Morrison es también la causa del vandalismo y los robos fetichistas que se sucedieron siempre en torno a su tumba, por lo que hoy por hoy aparece como un lugar desolado, tras unas rejas en la que los visitantes dejan cordones entretejidos, a modo de recuerdo de su paso.

EXTRAS DEL POST
*Así es como se le conocía
Ver vídeo de The Doors


lunes, 6 de junio de 2016

Una publicidad de muerte



El Père Lachaise, hoy uno de los más conocidos del mundo, abrió sus puertas con una primera inhumación, el 21 de mayo de 1804: la de una niña que apenas contaba con cinco años. Sin embargo este cementerio, inicialmente y por su ubicación, por estar retirado del centro de la ciudad, no sería bien aceptado... Pasados unos años desde su apertura, apenas unas docenas de familias habían accedido a enterrar a sus difuntos allí.

No obstante, razones de salubridad hacían necesaria la salida de los cementerios de las ciudades, por lo que se hizo necesario un golpe de efecto en razón del cual los supuestos restos de Molière y de La Fontaine fueron trasladados allí, junto con los de otras personalidades y con el lógico boato ceremonial, proporcional a la importancia de los homenajeados.

Dije supuestos, porque efectivamente: ni aún hoy, nunca se tuvo la certeza de la pertenencia de los restos óseos que allí se trasladaron, de manera que más que tumbas, las allí expuestas serían los cenotafios de Molière y de La Fontaine.

Aún así, tal y como se pretendía, el gesto impactó lo suficiente a una élite parisina que acabó otorgando su beneplácito al camposanto: en los años siguientes se venderían miles de concesiones, tantas que pronto justificaron una de sus varias ampliaciones.

Sin duda un final "de fábula" para La Fontaine, y a la altura de la satírica ironía de Molière, un enfermo al que sus médicos consideraban hipocondríaco, que murió en el escenario, entre los aplausos de su audiencia, mientras interpretaba el papel de un hombre sano que sufría de hipocondría (Le Malade Imaginaire).

En aquél entonces los cómicos no podían recibir cristiana sepultura (desde el siglo IV eran excomulgados de facto, por la Iglesia)... Por otra parte, al fallecer sin pre-aviso y en tan inesperadas circunstancias, no tuvo tiempo de firmar su renuncia al oficio de comediante, tal y como solía hacerse antaño... Molière pudo ser enterrado finalmente en el cementerio de San Josepha través de la intercesión de Louis XIVaunque hubo de ser desde la discreción, sin fasto y con nocturnidad... 
Le trépas vient tout guérir
Mais ne bougeons d'où nous sommes:
Plutôt souffrir que mourir,
C'est la devise des hommes.
(La Fontaine - La mort et le bûcheron)

La incertidumbre respecto de la autenticidad de los restos de La Fontaine se debió a errores de Registro, y a lo poco afortunada que resultó ser la pista que nos dejó el Abad: "... Fué inhumado en el mismo lugar en el que lo fue Molière 22 años antes...".


sábado, 4 de junio de 2016

Edificante Mingote

En la calle del Duque de Osuna, en su número 8, muy cerca de la Plaza de España y de la que conocemos como Plaza de los Cubos, se encuentra este edificio al que personalizó el ilustrador Mingote.

Es uno de los tantos rastros que este magistral dibujante sembró por la ciudad de Madrid, y de entre los que destacaré las marionetas goyescas del carrillon de Groupama Seguros, frente al Palacio de Congreso de la Carrera de San Jerónimo, o la del relojero de la Calle de la Sal... (Ver)
En el inmueble que hoy nos ocupa, Mingote dibuja a sus personajes, protagonizando escenas de la vida cotidiana, en el dintel de los balcones de la fachada... Estas pinturas otorgan al edificio un indudable interés, así como una marcada personalidad.


EXTRAS DEL POST
 fotos del edificio (ver)


jueves, 2 de junio de 2016

El guerrero de las crecidas



En Francia no para de llover en un momento en el que, por sumarse otras desgracias, no resulta el más apropiado para inundaciones: las sucesivas huelgas de los distintos sectores, en protesta por las recientes reformas laborales, tienen al país sumido en un caos que ya se intuye suficiente, como para no precisar el espaldarazo de otros problemas...

En París el Sena no parece querer erigirse en excepción, por lo que puede verse a los transeúntes asomar su curiosidad desde la baranda del Puente de Alma, en un intento de comprobar como al guerrero Zuavo le llega el agua hasta los pies.

Este Puente es uno de los más conocidos de cuantos cruzan el río. Su fama se debe al hecho de que fue precisamente allí, en su paso soterrado, donde tuvo lugar el accidente de tráfico que acabó con la vida de Lady Diana Spencer; pero también al monumento a este soldado de la Guerra de Crimea...

Y es que su estatua, que data de 1856, sirve a modo de popular indicador del nivel del agua, así como del grado de peligrosidad de las crecidas: cuando el agua llega a los pies, se corta el tráfico en las carreteras de los alrededores; si alcanza los muslos, el río deja de ser navegable... 

En 1910 la crecida llegó hasta los hombros, el nivel más alto jamás alcanzado... Desde entonces los parisinos saben muy bien lo que significa que el Zuavo ponga sus barbas a remojar...


EXTRAS DEL POST
Escuchar "Les Ricochets", de Brassens
Escuchar "Le Zouave du pont de l'Alma", de Serge Reggiani
Ver registro de inundaciones
Más sobre el puente

Texto extraído de "Les Ricochets", de Georges Brassens:
J'en pleurai pas mal,
Le flux lacrymal
Me fit la quinzaine.
Au viaduc d'Auteuil
Parait qu'a vue d'oeil
Grossissait la Seine.
Et si, pont d' l'Alma,
J'ai pas noyé ma
Detresse ineffable,
C'est qu' l'eau coulant sous
Les pieds du zouzou
etait imbuvable. {2x}


Sigue lloviendo en Francia y el agua sigue subiendo... Pocas horas después de escribir este post,  el nivel ha sobrepasado la altura de las rodillas... (ver)


miércoles, 1 de junio de 2016

Pan o circo



Comenzaré reconociendo que no reniego del fútbol, lo cual y de algún modo me autoriza a poder hablar de él con mayor objetividad y justicia que si me disgustase.

Pero disculpen que no entienda la furia que desata entre las masas de nuestro cuero de toro... Una de dos: o no alcanzo a tener aquella que es capaz de mover a otros, o es que -por el contrario- ando tan sobrado que me rebosa, considerando sea ésta una cuestión de sensibilidad.

En estos días hemos vuelto a poner de manifiesto nuestra pasión por el fútbol: millares de personas acompañaron a los dos equipos madrileños hasta Milán, con el fin de apoyarles en su lucha por conquistar la Champion League, aún dejándose economías en el intento.

Muchos fueron también los que permanecieron toda la noche velando armas junto a la diosa Cibeles, hasta la aparición del autobús de los vencedores, en los albores de las siete de la madrugada.

El hijo de Sancho que os escribe no puede entender como una población mayoritariamente conformista, poco dada a moverse en pro de defender la mejora de cualquier aspecto relacionado con su calidad de vida o -peor aún- la de los otros que incurren en claras injusticias sociales, se agite con tal fervor por los colores de una Sociedad Anónima Deportiva.

Mas digamos lo que digamos: en este país seguiremos sordos para con todo aquello que sea ajeno a una orejona...