martes, 17 de octubre de 2017

Quema de libros



En Bebelplatz (Berlín), frente a la Universidad, en la noche del 10 de mayo de 1933, pocos meses después del ascenso al poder de Adolf Hitler, miembros del Partido Nacionalsocialista procedieron a la quema de miles de libros de autores  que como Marx, Freud, Heine..., habían sido censurados por los nazis...

Más de un siglo antes años Heinrich Heine, el poeta del romanticismo alemán, había escrito:

"Ahí donde se empieza quemando libros
se acaba quemando a seres humanos"


Hoy, en el centro de esta plaza puede verse una placa cuadrangular de cristal que nos recuerda estos funestos acontecimientos. Si te asomas, a pesar de la escasa visibilidad y transparencia del cristal, a la que contribuyen la lluvia y el polvo, pueden adivinarse unas estanterías vacías...



Por aquellos días comenzó el pasaje más negro de la historia de Alemania... Durante su campaña electoral Hitler había pedido, casi puede decirse que pronosticado:

"Dadme diez años y no reconoceréis Alemania"

Y le dieron doce...