sábado, 28 de marzo de 2015

La cuna de la Democracia


Pulsar aquí para ver más imágenes 

La democracia es el proceso que garantiza que no seamos 
gobernados ni mejor ni peor de lo que nos merecemos.
(adaptación personal de una cita de George Bernard Shaw) 


El aerópago es un monolito de mármol de unos 115 metros de altura que puede verse a mitad del camino que separa el Ágora de la Acrópolis atenienses; lo conocemos tambien como colina de Ares porque allí habría sido juzgado tras dar muerte a Halirrotio, hijo de Poseidón, quien intentó abusar de Alcipe, la hija del dios guerrero.

Quinientos años adC en el aerópago  se reunían las primeras Cortes judiciales y legislativas cuyos miembros -los aeropagitas- eran elegidos directamente por el rey, y que suponen la primera organización de un estado en torno a unas leyes constitucionales, hasta desembocar en la Politeia, el equivalente a nuestra actual República.

Estamos hablando de la simbólica cuna de la Democracia, una atmósfera consultivo-participativa cuyos privilegios se limitaban a los ciudadanos, excluyendo a las mujeres, los esclavos y advenedizos... Aún así, en la cima de estas piedras se reunieron las primeras Démos, por lo que les pediría un momento de reconocida postración y respetuoso silencio...

La antigua Monarquia ateniense evolucionó hasta la Aristocracia (el liderazgo de los mejores)... Desde ahí y vehiculizada a través de los errores y desmanes de estos (uno de ellos -Dracón- dió origen al calificativo de draconiano), no costará entender que el poder cayese definitivamente en manos de un pueblo cansado, descontento y profundamente insatisfecho.

A lo largo de la historia, por cuanto representa, fueron numerosos los líderes que eligieron este emblemático lugar para sus simbólicos discursos: Pericles, San Pablo, Demosthenes...



sábado, 21 de marzo de 2015

Los pliegues de su falda



Los evzones fueron batallones de élite de la infantería ligera del ejercico griego; hoy son miembros de la Guardia Presidencial, una unidad ceremonial que custodia el Parlamento Griego y la Tumba del Soldado Desconocido, en la plaza Sintagma, un monumento al que simboliza el relieve de un moribundo guerrero hoplita, flanqueado por las frases más representativas de la que fue oración fúnebre de Pericles.


"La felicidad está en la libertad, y la libertad en el coraje"
"La tumba de los héroes es el universo entero"
(Citas de Pericles)

Los evzones visten lucidos uniformes, inspirados en los trajes tradicionales y regionales griegos, cuyos componentes más representativos serían:
-. La fustanela: una falda con 400 pliegues, uno por cada año de ocupación otomana (turca) de Grecia.
-. El phareon: un gorro del que cuelga una larga borla negra.
-. Las medias de lana blanca.
-. Los tan pomposos como ruidosos kaltsodetes en sus pies.
-. Una imponente correa de cartuchos y las armas.


Estos soldados suponen una de las tantas atracciones que ofrece Atenas, por lo llamativo de sus guardias, cuyos cambios pueden verse en el punto de cada hora y siendo las más vistosas, las que congregan a mayor y tan numeroso como curioso número de turistas, aquellas que suceden durante las mañanas de los domingos.

No se me ocurre mejor forma de despedir esta entrada que con una selección de entre los vídeos que pude hacerles, durante mi breve estancia en Atenas. Y quiera Dios que la de la guardia, al final de la recopilación, sea la única despedida que veamos de unos griegos, en estos días en los que no está muy clara su permanencia en nuestra Desunión Europea.



miércoles, 18 de marzo de 2015

Monasterios que cuelgan del cielo



El que fuese elegido para constituir un post, en mi blog Forelatos, habla ya muy a favor de la agradable experiencia que supuso la visita a este lugar, hace ahora unas pocas semanas... Aún así no puedo dejar de intentar magnificar esta calificación apostillando que fue uno de los lugares que más me impresionaron, de cuantos pude ver a lo largo de los últimos años... 

En la fotografía podemos ver al menos cuatro, de la media docena de monasterios ortodoxos que sobreviven al paso del tiempo, en las formaciones de Meteora.

Los Monasterios de Meteora (del griego Μετέωρα Μοναστήρια, en idioma castellano Monasterios que cuelgan del cielo ) están localizados al norte de Grecia , en la llanura de Tesalia , muy cerca de ciudad de Kalambaka


Son construcciones encaramadas en la cumbre de masas rocosas grises, que fueron talladas por la erosión. Según antiguos escritos cristianos estas piedras habrían sido enviadas por el cielo, invitando a los griegos a retirarse para rezar. Desde el año 1988 la Unesco los integró en el directorio de lugares considerados Patrimonio de la Humanidad. 

Alcanzan la altura de 600 metros y ya están habitados desde el siglo XI, por ermitaños que querían vivir más cerca del Creador. Los primeros monasterios serían construidos más tarde, hacia el siglo XIV, para protegerse de los turcos, así como de los bandidos albaneses que merodeaban por la región.


Porque dieron cobijo a miembros de la Resistencia Griega, un buen número de ellos serían destruidos por las tropas nazis durante la Segunda Guerra Mundial... Un motivo más que capacitaría a los griegos para reivindicar históricas deudas al pueblo alemán....


Capillitas griegas



Una de las causas de mortalidad que siempre hubo de tenerse en cuenta, por su particular frecuencia, fueron los accidentes de tráfico, un asunto en cuya prevención los gobiernos dicen gastar cantidades ingentes de dinero, aunque también es cierto que, sobre todo en países como el nuestro, supondrían la justificación de una jugosa recaudación en concepto de multas... 

Sin necesidad de estas camapañas de prevención, cosa bien distinta es que resulten útiles, no puedes dejar de pensar en la posibilidad de un accidente cuando viajas por Grecia...

Particular e inusualmente frecuentes resultan estas capillitas, u otras más y menos sofisticadas, a orillas de las carreteras del país de Alexis Tsipras.


Podrían explicarse en la certeza contrastada de su pésima conducción, su escaso respeto a las normas, los frecuentes accidentes y el hecho curioso de no constituir únicamente un detalle por el que recordar a sus víctimas, también las levantarían los supervivientes, en clara acción de gracias en el lugar en el que pudieron eludir la mortalidad u otras graves consecuencias de un accidente.

En estas fotografías, podemos ver algunas de las que capté durante mis desplazamientos por el país heleno.


Las hay de todos los tamaños, formas, diseños y materiales...

En las imágenes anterior y posterior a este párrafo pueden verse algunas de estas capillitas en su lugar de venta, una empresa de materiales de construcción, en un polígono industrial de las afueras.


En su interíor suelen contener imágenes religiosas ortodoxas (iconos) y es frecuente que mantengan una llama encendida (una mecha flotando en un recipiente con aceite), algo que se hace notar particularmente durante la noche...


jueves, 25 de diciembre de 2014

Protegiendo otros bancos




Ser un pobre inadaptado o un paria sin recursos no debe de ser fácil en ningún país del mundo, aunque resulte triste volver a comprobar que en algunos lugares la dificultad sea mucho mayor que en otros. además de creciente...

Algo así parece que podremos pensar desde hoy, respecto de la localidad francesa de Angouleme, adónde los bancos públicos amanecían rodeados de estas jaulas que impedirán su aprovechamiento en los próximos días...

Son Navidades y los SDF (son las siglas de "Sin Domicilio Fijo"... así es como llaman los franceses a sus "Sin techos") no resultan decorativos en las céntricas, iluminadas y comerciales calles de la ciudad... 

Poco importa y con tal gesto las autoridades parecen haber olvidado definitivamente, que éstas sean las fiestas del amor y de la caridad, antes que las del consumo...



sábado, 22 de noviembre de 2014

El suelo de Friburgo


Judíos que fueron deportados


Friburgo de Brisgovia es una de esas ciudades que han de visitarse cabizbajos, en una actitud de humilde curiosidad, de respetuosa cortesía, puesto que no bastará con alzar la mirada y admirar -validando la redundancia- la belleza en altura de algunos de sus preciosos monumentos, como la gótica catedral de piedra roja...

Tampoco será suficiente con estar pendiente del ir, bullir y devenir de sus gentes, una población joven, compuesta mayoritariamente de inquietos universitarios...

Para visitar Friburgo, la puerta sur de acceso a la densa Selva Negra alemana, se ha de estar también pendiente de lo que nos irá mostrando su adoquinado suelo:

-. Las placas metálicas que, en memoria de los más de 300 judíos que fueron deportados a los distintos campos de concentración, en los inicios de la segunda guerra mundial, se han colocado en los accesos a las que fueron sus casas.

-. Los arroyuelos que serpentean las distintas calles de la ciudad, que constituyen uno de sus más conocidos tópicos y que parecen querer lavar el recuerdo de cuanto suponen tales chapas doradas...

Canales que dan base y fundamento a la tradición de pensar que, aquella jóven que por descuido o error se mojase el pie en alguno de ellos, acabaría desposándose con un mozo del lugar, además de mojada...


Arroyuelos de Friburgo